Indígenas alistan informe sobre su situación para la ONU: ‘no todo es un vaso de leche en Bolivia’

El pueblo indígena Chimán se encuentra elaborando un informe, mediante el cual informará sobre su situación ante la Organización de las Naciones Unidas (ONU).

“Estamos escribiendo el informe para la ONU, para que sepa la ONU que no todo es un vaso de leche aquí en Bolivia, no todo es algo normal”, dijo el responsable del consejo regional Mosetén Chimán de La Paz, Clemente Caimani, en entrevista con ERBOL.

Caimani sostuvo que en el informe se señalará que los indígenas no tienen pleno goce de la libertad, educación, salud y proyectos productivos. 

Aseveró que los indígenas tienen todos sus derechos vulnerados en diferentes ámbitos y que algunos de sus territorios no están saneados. Alertó también que persiste la amenaza de que se hagan megaproyectos en su región, poniéndolos en riesgo de extinción.

Según nota de prensa del Centro de Estudios Jurídicos e Investigación Social (CEJIS), el informe se dirigirá al Comité para la Eliminación de la Discriminación Racial (CRED) de la Organización de las Naciones Unidas (ONU).

El pueblo Chimán habita en el Territorio Indígena y Parque Nacional Isiboro Sécure (TIPNIS), Territorio indígena Chiman (TICH) y Territorio Indígena Multiétnico 1 (TIM-1), entre los departamentos del Beni y La Paz, informó el CEJIS.

La organización alertó que algunos territorios de los indígenas fueron declarados fiscales, hecho que facilitó su avasallamiento por comunidades interculturales o por terceros, quienes ejercen presiones sobre los mismos con la apertura de carreteras y la extracción de recursos naturales, acciones que afectan a sus formas de subsistencia como la caza y la pesca.

“La situación de la educación y la salud no es tan distinta; durante la reunión para el inicio de la elaboración del informe las y los representantes indígenas manifestaron que para protegerse del Covid-19 las comunidades chimanes hacen uso de la medicina tradicional, debido a que los centros de salud se encuentran alejados lo cual los hace inaccesibles, así como en muchas ocasiones les negaron la provisión de medicamentos bajo el argumento de que contaban con la medicina tradicional”, agrega.

La construcción de este informe es impulsada por instituciones que trabajan en la promoción y defensa de los derechos humanos y los derechos de los pueblos indígenas, como el CEJIS, la Fundación Tierra, el Centro de Investigación y Promoción del Campesinado (CIPCA), la Red Eclesial Panamazónica (REPAM) y la Parroquia de San Ignacio de Moxos. (Erbol)

Compartir:
Share on Facebook
Facebook
Tweet about this on Twitter
Twitter

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *